• M Aerospace RTC

LAS MEJORES IMPRESORAS 3D DE BAJO COSTO


El precio de una impresora 3d en México suele ir desde los 3500 pesos en adelante. Tomando en cuenta que es el precio inicial, encontrando equipos que cuestan más de 10 millones de pesos. Siendo estos equipos enfocados en otros segmentos, de tono industrial. Para dar tus primeros pasos en la impresión 3d y eso nos trae algunos puntos importantes a tomar en cuenta, antes de si quiera arrancar con la adquisición de un equipo.


Existen muchas barreras de entrada de las cuales serán repasadas a continuación. En este punto todos pensamos que adquiriendo una impresora 3d vamos a empezar a imprimir y creo que podemos estar un poco desinformados en este punto.


Comprar la impresora 3d más barata que exista en el mercado, no es sino unas largas y tendidas horas, días, semanas, incluso meses para algunos para hacerla funcionar, y esto es porque la calidad va directamente proporcional al precio del equipo. Lo que no estas pagando en precio, lo tendrás que pagar en tiempo. Reunir o recopilar información, un montón de reparaciones y sustituciones de piezas.


Ahora bien, hay equipos relativamente económicos que hacen excelentes trabajos de impresión. No dudaría en recomendar una Ender 3, Mega i3s, Anet et4 en ese orden. Dado que su ensamble es pre-armado y en unos 30 minutos la tendrás ensamblada. Una Prusa Mini también es un excelente equipo a considerar, mucho más fácil de armar que su hermana mayor la MK3S.


En su contrapartida están los equipos de precio elevado, depende que sea elevado para ti, todos tenemos distinto poder adquisitivo. Hay equipos como BCN SIGMA D25, Ultimaker S5, que están enfocados en un entry level al sector industrial. Este sector está enfocado en ponerse a imprimir lo antes posible. No por ser más caro va imprimir mejor que una muchísimo más barata, si no que la diferencia radica en que están enfocadas más en un plug and play, ninguna impresora 3d se salva de mantenimiento. Quieres que tu impresora 3d funcione siempre al 100, no olvides que un mantenimiento preventivo es mejor que un correctivo y mucho más barato. No quieras ahorrar, estos equipos están pensados para trabajar en su propio ecosistema, esto significa que, si empiezas a usar otros tipos de materiales, marcas, aditamentos, tu equipo puede empezar a dar problemas, ya que estos ecosistemas están hechos para trabajar en armonía con todos sus componentes. Si se pueden usar otros aditamentos no oficiales, otros materiales, pero te meterás en problema de configuraciones, pruebas y errores hasta dar con los parámetros correctos. Puede incluso que si quieres regresar a usar los materiales originales ya no rindan igual por el hecho de haber modificado parámetros. Si tu plan es aprender, cualquier impresora de gama de entrada puede ser buena opción para iniciar. Estos equipos de entrada industrial, son verdaderas opciones de inicio y son recomendados para las empresas que no quieren experimentar si no trabajar rápidamente con la impresión 3d.


La impresión 3d es magia, más cuando la vez por primera vez. Pero en esa magia existen muchísimas variables, disciplinas y tecnologías, que dan vida a objetos tridimensionales. Por ello la impresión 3d ligada a una impresora 3d precio a día de hoy sigue siendo un poco compleja, por supuesto con el paso de los años se han encontrado la forma de abaratar y mejorar esta disciplina tecnológica. Que está dando pasos a agigantados mes a mes. Sin embargo, hay que ser cautelosos y no comernos toda la mercadotecnia que vemos.


La impresión 3d es complicada diría alguien que no viene de disciplinas como ingenierías, la impresión 3d es fácil lo diría un joven que absorbe conocimientos como esponja. Todo es relativo dependiendo del punto de vista tomado en cuenta. Como toda disciplina lleva tiempo y esfuerzo aprender. Pero es gratificante y divertida. Carreras afines a las ingenierías serían los primeros en dominar estos campos, ya que esta tecnología es un conjunto de varias, que incluyen mecánica, polímeros, electrónica, etc.


Estamos viendo la primera parte que lleva el proceso (hardware), apenas empiezas a rascar la superficie, no te das cuenta realmente de todo lo que no se ve en la impresión 3d. Así como el hardware es parte fundamental, el software también lo es. Hoy en día, existe una infinidad de slicer (Laminadores) así se le conoce los softwares de impresión 3d, dado que cortan la pieza 3D en capas con la finalidad de ir construyendo de esta manera tu pieza.


Los más populares son:


· CURA de Ultimaker y comunidad. Gratuito y potente. Posiblemente el más usado haciendo estimaciones. Es un software que ha sido diseñado por la empresa Ultimaker para sus equipos, pero también ha apoyado la comunidad, con lo cual puedes agregar cualquier impresora 3d que quieras. Este software lo intentaron hacer privado algunos años atrás y la comunidad se les vino encima, dado que la comunidad a creado mucha tecnología en el sin ánimo de lucro. Quizá en algunos años lo intenten de nuevo. Por mientras es gratuito.

· Simplify 3D. Por solo 149 dólares es tuyo. Muy potente y estable. Te lo recomiendo adquirir si te vas a dedicar como negocio a esto de la impresión 3d. Este software trabaja piezas 3d más complejas y ni se inmuta. Realiza archivos pesados o con muchos polígonos de maravilla.

· Prusa Slicer. Gratuito y basado en Repetier. A evolucionado a la par de sus impresoras, sin embargo, le falta pulir algunos aspectos, sigue siendo potente el problema es que no es tan intuitivo con el usuario.


Una de las principales cuestiones es cuál es el mejor software de impresión 3D. Siempre dependerá de lo que se esté buscando. Algunos Slicer trabajan mejor con determinadas figuras, optimizando los viajes que tienen que realizar la impresora 3d, logrando mejores acabados, mejores tiempos de impresión, etc.

Tomando el rango de precio que pueden tener las impresoras 3D tomando en cuenta las características que podría solicitar el usuario, estas se podrían dividir en gamas dependiendo de su calidad y precio.


El mercado de los equipos de impresión 3D crece cada año con multitud de modelos, algo lógico si pensamos en el potencial enorme que posee y de su creciente calidad con precios cada vez más competentes. Por esto puede ser difícil escoger o decantarse por un modelo en específico, viendo la variedad disponible con diferentes características técnicas en cada una de ellas, además es fundamental con qué criterios son utilizados al escoger un modelo, ya que sin tomar en cuenta esto la experiencia puede ser malo o una pérdida de capital.

Hace solo una década, una impresora 3D estándar era una herramienta industrial que costaba miles de euros. Hoy en día, la impresora típica cabe en tu escritorio y nos atreveríamos a afirmar que cuesta menos que el dispositivo que estás usando para leer este artículo. Actualmente es más fácil que nunca encontrar una excelente impresora 3D barata que se ajuste a cualquier presupuesto. Por tan solo 200 € puedes hacerte con una excelente máquina que te permita iniciarte en el mundo de la impresión 3D en cuestión de minutos.

A pesar de la gran variedad de impresoras de calidad disponibles por menos de 1 000 €, hemos optado por la Creality Ender 3 V2 como nuestra mejor elección: una impresora que, por un precio relativamente bajo, ofrece un gran rendimiento, numerosas funcionalidades y una enorme comunidad que probablemente seguirá creciendo. Básicamente, se trata de una Ender 3 Pro mejorada por casi el mismo precio.


Si tienes algo más de dinero para gastar y no te importa renunciar a un poco de espacio de construcción, resulta difícil encontrar argumentos en contra de la Original Prusa Mini+. Con un precio ligeramente superior a 400 €, la Mini+ ofrece a los usuarios una excelente experiencia de impresión respaldada por el gran servicio de atención al cliente de la empresa y su floreciente comunidad. La interfaz de usuario, la cama de impresión, la nivelación de la cama de malla y su facilidad de uso en general hacen que sea un placer trabajar con ella, lo que la convierte en la selección de muchas empresas.


La Original Prusa i3 MK3S+ parte del gran referente para la impresión 3D de escritorio que es la MK3S (la empresa la ha actualizado recientemente al modelo MK3S+, con pequeños cambios en el diseño). Sin embargo, su precio de casi 800 € la hace bastante inaccesible para muchos siendo de una gama superior. En cualquier caso, si puedes permitírtela, ni lo dudes. No hay otra impresora igual en el mercado.

A continuación, analizaremos algunas impresoras de bajo costo con un buen desempeño que van de 200€ a 500€ respectivamente.


La Voxelab Aquila es una impresora 3D barata que nos ha impresionado lo suficiente como para relegar a la Anycubic Mega Zero y a la Creality Ender 3 en esta lista.

En primer lugar, se trata de una impresora 3D muy asequible, con un precio inferior a 200 €. Dependiendo del momento también se podía conseguir por aproximadamente 190 €. Trabajar con ella es muy accesible, gracias a una interfaz de usuario brillante y fácil de usar, con menús sencillos. Lo mismo podemos decir del programa de corte VoxelMaker. Se trata de una versión rediseñada de Flashprint y resulta adecuado para usuarios principiantes. A pesar de todo, también existe la opción de utilizar otros slicers.


Esta impresora brinda una excelente calidad de impresión con poco esfuerzo, gracias a su bandeja de cristal de carborundo, que funciona particularmente bien con filamentos ABS y PLA. Eso sí, quizás te convenga tener a mano una barra de pegamento cuando trabajes con PETG. El proceso de enfriamiento es particularmente bueno en la Aquila, así que no necesitarás grandes esfuerzos para lograr los resultados que deseas. En definitiva, resulta fácil recomendar esta impresora, cuyo impresionante rendimiento sorprende en una máquina tan asequible.


Puede que Biqu haya creado una impresora barata capaz de desbancar a la Ender 3 V2 de Creality. Quizás no debería sorprendernos que la B1 sea básicamente un clon de la Ender 3, pero con algunas deliciosas mejoras preinstaladas que le confieren un cierto atractivo añadido.

Esto tampoco debería sorprendernos, ya que la empresa que está detrás de Biqu es BigTreeTech, una marca cuya reputación se cimienta en el desarrollo de prácticas modificaciones para las impresoras Creality durante los últimos años. Sabiendo eso, no es de extrañar que la firma haya desarrollado la B1 como un nuevo comienzo, una hoja en blanco, para los usuarios más experimentadores.


La B1 incorpora una placa base SKR 1.4 de 32 bits, completada con ranuras de conexión «plug&play» para futuras mejoras, como sondas de nivelación automática de la cama y otros elementos similares. También cuenta con una función de terminal, que permite introducir código G directamente en la impresora, de forma que puedes realizar cambios comunicándote con la máquina en su propio lenguaje, si así lo deseas.


La B1 también tiene una excelente interfaz de usuario táctil, pero te ofrece la opción de alternar entre este sistema de aspecto moderno y elegante y el sistema Marlin, un poco más antiguo, controlado mediante un dial.

Con un mayor volumen de impresión que la Ender 3 V2, un kit superior y un precio muy tentador de aproximadamente 195 €, la B1 es una gran alternativa a la Creality Ender 3 V2, aunque quizás sea más adecuada para usuarios más experimentados en la impresión 3D.

La Creality Ender 3 V2 no es tanto una revisión del modelo anterior, sino más bien un perfeccionamiento. Tomando el diseño sencillo de la Ender 3 original, y sofisticándolo con incorporaciones útiles que la hacen más fiable y cómoda de usar, la Ender 3 V2 mantiene el equilibrio entre la impresión de alta calidad y un precio competitivo, en su caso de 220 €.

El espacio de construcción sigue siendo el mismo que el de la Ender 3, es decir, 220 x 220 x 250 mm. Asimismo, conserva también el extrusor estilo Bowden y la capacidad de imprimir con los filamentos más habituales, como PLA, PETG y, si se maneja con cuidado TPU. Una novedad de la Ender 3 V2 es la adición de tensores de correa, una electrónica actualizada que incluye un tablero de 32 bits y controladores de motor paso a paso con silenciador de impresión, un cajón de almacenamiento de herramientas integrado, una interfaz de usuario con pantalla táctil, y un sinnúmero de otras mejoras.


Si tenemos que comparar la Ender 3 V2 con algún modelo anterior, quizás sería más justo hacerlo con la Ender 3 Pro, con la que tiene más en común, y, por un precio apenas 50 € superior, vale la pena dar el salto.


A pesar de su nombre, la CR-6 SE de Creality es, en esencia, una Ender 3. Las características de la CR-6 SE son un alarde de poderío. Entre ellas, cabe destacar el sistema exclusivo de nivelación automática de la cama de impresión con medidor de tensión (que funciona muy bien), el desplazamiento Z en tiempo real durante la impresión, los extrusores de aluminio personalizados, los motores del eje Z dual, una pantalla táctil que responde muy bien, un ensamblaje de extrusión personalizado y un hotend casi «esquelético».


La calidad de impresión también ralla la excelencia. Esta y la gama de características de la máquina, combinadas con un espacio de construcción y un precio similares a los de la Ender 5 Pro, hacen que la CR-6 SE haya desbancado a la Ender de esta lista. Su precio aproximado es de 320 €.


La i3 Mega de Anycubic es una impresora 3D fiable, fácil de usar y que ofrece excelentes impresiones. En el caso de la Mega X, Anycubic mantuvo aquellas características que funcionaban bien (básicamente, todas) y amplió el tamaño de la máquina hasta triplicarlo.

Como resultado, la Mega X es una especie de tanque (no en vano tiene que dar cabida a un espacio de construcción de 300 x 300 x 305 mm), que se beneficia de algunos pequeños cambios para mejorar la experiencia general, incluidos motores paso a paso en el eje Z y varillas duales para nivelar el carro en el eje Y. Las impresiones se adhieren correctamente a la gran cama de impresión Ultrabase y un extrusor tipo Titan ayuda al buen funcionamiento del sistema de extrusión.


Lo cierto es que, tratándose de una incorporación totalmente nueva a la línea Mega de Anycubic, nos esperábamos cambios más radicales, como conexión wifi o nivelación automática de la cama de impresión. En cambio, se trata de una i3 Mega en versión XXL,


aunque tampoco está nada mal, ya que no deja de ser una impresora muy fiable de enormes dimensiones. Su precio actualmente en el mercado es de 360 €.

Puede que no sea perfecta, pero la Prusa Mini+ está a la altura de algunas de las mejores impresoras 3D. Con una calidad de impresión fantástica, un funcionamiento sin esfuerzo y unas características líderes en su clase, la Mini+ es el tipo de impresora que nos llevaríamos a cualquier lugar.


Entre sus características más interesantes y útiles se cuentan la cama de impresión magnética extraíble con revestimiento de PEI y un firmware muy desarrollado con una serie de alucinantes funcionalidades basadas en hardware, como la nivelación de la cama de malla. Podría decirse que lo mejor de la Original Prusa es el soporte ininterrumpido por parte de la marca. Periódicamente, esta lanza actualizaciones del firmware que corrigen errores, introducen mejoras e incluso añaden nuevas funciones. A pesar de ello, sigue pendiente la incorporación de la conexión wifi.



Cuando tuvimos problemas con el tubo Bowden de la impresora (lo que parece ser un problema relativamente común con la serie Mini), nos pusimos en contacto con el servicio de asistencia técnica de forma anónima y nos solucionaron el problema mediante unos tubos nuevos muy rápidamente.


Otra desventaja es que la Mini+ es, innegablemente, mini, con un espacio de construcción máximo de 180 x 180 x 180 mm. Por sus 415 € que cuesta, entendemos que los usuarios quieran un poco más de holgura. En cualquier caso, a menos que este sea un aspecto absolutamente vital para ti, la Mini+ sigue siendo una buena recomendación.


La Artillery Sidewinder X1 es una impresora 3D con un gran espacio de construcción, que impresiona no solo por su potencia y su fiabilidad con filamento PLA, sino también por la inclusión de características muy pensadas en relación con su potencial para imprimir a lo grande; principalmente, un hotend de estilo Volcano.


La X1 cuenta con un espacio de construcción de 300 x 300 x 400 mm, con un extrusor de accionamiento directo colocado sobre su hotend Volcano. Este hotend funde y deja fluir una cantidad de filamento mayor en todo momento, lo que te permitirá aumentar la velocidad de impresión o la altura de las capas (siempre que cuentes con el cabezal apropiado) sin riesgo de problemas de extrusión. Sin embargo, la gran cama recubierta de cristal se mueve en el eje Y, por lo que su velocidad máxima se ve limitada por toda esa masa en movimiento.

Esa gran cama de impresión de cristal está recubierta de una textura parecida a la de una


Ultrabase, que sujeta las impresiones cuando están calientes y las libera cuando están frías. El ordenado cableado de cinta confiere a la X1 un aspecto muy organizado, aunque entre los usuarios hay voces poco partidarias de este tipo de cables, dada la prolongada tensión a la que están expuestos debido a los movimientos de la impresora. Durante las pruebas, observamos evidencias de bamboleo en Z en la parte superior del espacio de construcción, pero si eliminas el portabobinas de la parte superior de la estructura, este efecto debería reducirse. Su precio en el mercado actual es de 435 €.



La Monoprice Voxel es una recreación de la impresora 3D Adventurer 3 de Flashforge, pero las diferencias y mejoras no son puramente estéticas, y la experiencia en términos de software e impresión que ofrece contribuye a un uso sencillo de la máquina, con una curva de aprendizaje suave. Su cama extraíble, su cámara de control de la impresión y su conectividad wifi diferencian a la Voxel de la mayoría de modelos de esta lista, aunque el pequeño volumen de construcción y la rigidez del slicer que utiliza pueden hacer que resulte poco flexible para los usuarios más ambiciosos. En cualquier caso, si deseas una configuración rápida y que el mantenimiento y la gestión de la impresora no te exijan gran dedicación, esta es una elección excelente. Su precio en el mercado actual es de 465 €.


4 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo